apim@apimadrid.net
|   Conectar

animación

El crunch: la excepción como norma

En APIM queremos denunciar la normalización del crunch en el mundo de los videojuegos como una fase más de la producción. Hemos organizado charlas y debates para concienciarnos como colectivo de lo nocivo de estas prácticas de explotación laboral.

¿Qué es el crunch?

Por contextualizar un poco, el crunch es un “apretón” de trabajo en la última fase de la producción de un videojuego. Es un aumento de las horas de trabajo. Es decir, cuando la fecha de entrega del videojuego se acerca, y debido a errores de planificación, logística u organización de la empresa, los trabajadores tienen que redoblar esfuerzos, echar horas extraordinarias, trabajar días libres y fines de semana para forzar la máquina y llegar a tiempo. Este apretón puede durar muchos meses, y desde hace algún tiempo ya es algo normalizado en la industria, contando como una parte más del proceso natural de producción de un videojuego.

El crunch es nocivo no solo por la manera sistemática en que las empresas recurren a él para paliar sus deficiencias organizativas y echar la carga de esa incapacidad en las espaldas de los trabajadores; sino también por la aceptación que este tipo de medidas encuentran entre los trabajadores, que da como resultado un colectivo profesional individualista e incapaz de defender objetivos comunes. El crunch o las horas extras, aunque puedan «favorecer» a un trabajador individual en un momento concreto, nos perjudican a todos como colectivo a medio y largo plazo. Porque limitan los puestos de trabajo disponibles en el sector, dejando a compañeros fuera, y porque además generan dinámicas de explotación que tienen a perpetuarse, empeorando las condiciones de trabajo en el sector para todos los que participamos en él y para los que vendrán en el futuro.

¿Se puede combatir el crunch?

Desde APIM animamos a luchar contra este tipo de prácticas, tanto desde lo colectivo como desde lo individual.
Si la empresa ha gestionado mal sus recursos, que contrate más recursos.
Si echas horas extras hoy, eso mañana será la norma.

Dentro de APIM tenemos un grupo de trabajo denominado Comando Animación en el que trabajamos día a día por cambiar este tipo de prácticas. Si necesitas información o quieres formar parte de nosotros, puede escribirnos o darte de alta en APIM.

Comando de Animación.
APIM.

Dejar Comentario


− 1 = cero